miércoles, 26 de marzo de 2014

Buenos días


Para dar una segunda oportunidad quizá sea necesario primero perdonar, a Jesús le preguntaron cuántas veces había que perdonar "Hasta setenta veces siete" (Mt 18,22) les contestó y después les contó esta parábola que vemos en el video.




¿Eres tú capaz de perdonar?

Saber buscar

Había una vez en la ciudad de Cracovia, un anciano piadoso y solidario que se llamaba Izy. Durante varias noches, Izy soñó que viajaba a Praga y llegaba hasta un puente sobre un río; soñó que a un costado del río y debajo del puente se hallaba un frondoso árbol. Soñó que él mismo cavaba un pozo al lado del árbol y que de ese pozo sacaba un tesoro que le traía bienestar y tranquilidad para toda su vida.
  Al principio Izy no le dio importancia, pero después de repetirse el sueño durante varias semanas, interpretó que era un mensaje y decidió que él no podía desoír esta información que le llegaba de Dios o no se sabía de dónde, mientras dormía.
  Así que, fiel a su intuición, cargó su mula para una larga travesía y partió hacia Praga.
  Después de seis días de marcha, el anciano llegó a Praga y se dedicó a buscar, en las afueras de la ciudad, el puente sobre el río.
No había muchos ríos, ni muchos puentes. Así que rápidamente encontró el lugar que buscaba. Todo era igual que en su sueño: el río, el puente ya un costado del río, el árbol debajo del cual debía cavar.
  Sólo había un detalle que en el sueño no había aparecido: el puente era custodiado día y noche por un soldado de la guardia imperial.
Izy no se animaba a cavar mientras estuviera allí el soldado, así que acampó cerca del puente y esperó. A la segunda noche el soldado empezó a sospechar de ese hombre cerca de SU puente, así que se aproximó para interrogarlo.
  El viejo no encontró razón para mentirle. Por eso le contó que venía viajando desde una ciudad muy lejana, porque había soñado que en Praga debajo de un puente como éste, había un tesoro enterrado.
  El guardia empezó a reírse a carcajadas:
—Mira que has viajado mucho por una estupidez –le dijo el guardia—. Hace tres años que yo sueño todas las noches que en la ciudad de Cracovia, debajo de la cocina de la casa de un viejo loco, de nombre Izy, hay un tesoro enterrado. Ja... Ja... mira si yo debiera irme a Cracovia para buscar a este Izy y cavar debajo de su cocina... Ja... Ja... Ja....Izy agradeció humildemente al guardia y regresó a su casa.
  Al llegar, cavó un pozo debajo de su propia cocina y sacó el tesoro que siempre había estado allí enterrado...

  Lo que tanto buscamos afuera, está en nuestro interior!! Busca en tu interior....

lunes, 10 de marzo de 2014

Sobre la Cuaresma

Para saber un poquito más sobre la Cuaresma aquí tenemos a unos simpáticos personajes que no explican este tiempo tan especial.




viernes, 7 de marzo de 2014

Un cuento más

El día 8 de Marzo se celebra el día de la Mujer, pues nosotros vamos a leer un cuento de chicos, porque... ¿dónde está la diferencia? parece un cuento como tantos hay en el maravilloso mundo de los cuentos.


Miércoles de ceniza


El miércoles de Ceniza inicia un tiempo de conversión, la Cuaresma, un tiempo en el que cambiar nuestro corazón para ser mejores y más amigos de Jesús.
En nuestro cole hicimos una bonita celebración en el que nos propusimos cambiar nuestro corazón con alguna cosilla concreta que creemos que podemos hacer diferente, y para que no se nos olvide nos lo llevamos escrito en un corazón y nos pusimos una pulsera que podremos llevar siempre.